Estados Unidos ataca Siria… Sus aliados lo aplauden.

Estados Unidos no se quiso quedarse atrás, en involucrarse en los conflictos de medio oriente, ya que la tarde de este jueves, el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, ordenó atacar una base aérea siria en respuesta al supuesto uso de armas químicas por parte del gobierno de Bashar al Asad.

Un buque de guerra lanzó desde el mar Mediterráneo 59 misiles Tomahawk contra el importante objetivo en Siria. El ejército de este país dijo que seis personas murieron en la ofensiva.

“No hay duda de que Siria usó armas químicas prohibidas”, dijo Trump desde Florida, donde se reunió este jueves con el presidente chino, Xi Jinping.

“Usando un agente nervioso mortal, Al Asad ahogó la vida de hombres, mujeres y niños. Fue una muerte lenta y brutal, incluso hermosos bebés fueron cruelmente asesinados”, agregó en referencia a la muerte de más de 80 personas por gas sarín en Khan Sheikhoun, en la provincia de Idlib.

Trump afirmó: “Es vital para los intereses de seguridad nacional de Estados Unidos prevenir y disuadir la proliferación de las armas químicas”.

El ataque fue realizado a las 04:40 hora local (01:40 GMT) sobre la base aérea de Shayrat, en la provincia de Homs, desde donde Washington cree que el gobierno de Al Asad lanzó el ataque con armas químicas del martes.

Según se informó, el comando estadunidense le notificó al gobierno de Rusia, aliado de Siria, de que realizaría el ataque. Los medios rusos afirman que nueve aviones sirios resultaron destruidos durante el bombardeo.

El gobierno de Al Asad niega haber usado armas químicas y rechaza toda responsabilidad en lo sucedido en Idlib. La televisión estatal siria calificó el ataque de EE.UU. como un “acto de agresión”.

El Pentágono señaló que previo al ataque había informado a varios países al respecto, entre ellos Rusia, que tiene fuerzas desplegadas en el país tras haber intervenido en 2015 a favor del gobierno.

Sin embargo, el secretario de Estado de EE.UU., Rex Tillerson, aseguró que no lo hicieron buscando autorización de Moscú.

Tillerson incluso fue más allá y afirmó que Rusia o bien fue “cómplice” o bien actuó de manera “incompetente” al no impedir que Siria, su aliado, usara armas químicas.

A su vez, el jefe de la diplomacia estadounidense señaló que el ataque fue una respuesta “proporcional” que demuestra que Trump está preparado para “tomar acciones” ante “actos atroces”.

Herbert Raymond McMaster, asesor de Seguridad Nacional de EE.UU., le habían dado a Trump tres alternativas para atacar intereses del gobierno sirio, el presidente le pidió a sus asesores que se centraran en dos y tomó la decisión de llevar a cabo el ataque este jueves.

“No fue un ataque pequeño”, detalló McMaster.

Y agregó:”Obviamente el régimen continuará reteniendo cierta capacidad de cometer asesinatos masivos con armas químicas más allá de esta base aérea”.

Rusia, por su parte, respondió este viernes calificando el bombardeo de “una agresión contra una nación soberana”.

Dmitry Peskov, vocero del gobierno ruso, dijo que el presidente Vladimir Putin ve el ataque como “un intento de distraer al mundo de las muertes civiles provocadas por la intervención militar de EE.UU. en Irak”.

Y agregó que los hechos de este jueves generan un “daño significativo” en las relaciones entre EE.UU. y Rusia.

Horas antes, Rusia había advertido de “consecuencias negativas” si Washington emprendía una acción militar contra su aliado.

“Toda la responsabilidad estará en quienes dieron inicio a una tan dudosa como trágica empresa”, dijo el embajador ruso ante Naciones Unidas, Vladimir Safronkov.

La declaración la hizo después de que el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas volviera a finalizar una jornada sin acordar una respuesta adecuada al uso de armas químicas en Idlib, donde murieron al menos 86 personas, incluidos 27 niños.

Por su parte los países aliados a Estados Unidos han expresado su apoyo a Washington, tras el ataque a una base militar siria, sin embargo naciones como Rusia e Irán, cercanos a Damasco, condenaron el incidente.

En Londres, el gobierno de Reino Unido ha descrito este viernes como “apropiado” el ataque contra una base aérea ubicada en la provincia siria de Homs, expresando su “apoyo total” a la decisión de Washington.

“El gobierno británico apoya totalmente la acción de Estados Unidos, que creemos que es una respuesta apropiada al bárbaro ataque con armas químicas perpetrado por el régimen sirio, destinada a disuadir nuevos ataques”, señaló un portavoz gubernamental.

El gobierno japonés, por otra parte, expresó su apoyo a “a la determinación” de Estados Unidos de no permitir la proliferación o el uso de armas químicas, luego de un ataque con misiles estadunidenses contra una base aérea siria.

“Entendemos que la medida tomada por Estados Unidos fue una medida para evitar que la situación empeore más”, dijo el primer ministro japonés, Shinzo Abe, al finalizar una reunión del Consejo de Seguridad Nacional de esa nación.

Abe también dijo que Japón “aprecia altamente” el compromiso de la administración del presidente Trump de mantener el orden mundial en un momento en que “la amenaza de las armas de destrucción masiva también está creciendo en Asia Oriental”.

En Canberra, el primer ministro de Australia, Malcolm Turnbull, brindó el apoyo de su administración por el ataque contra una base aérea siria, en respuesta al presunto ataque químico ejecutado el martes en Jan Sheijun, que dejó cerca de un centenar de muertos.

Turnbull recordó que “el régimen del presidente (Bashar) Al Assad cometió un crimen de guerra” con el ataque, en el que murieron decenas de personas “en horribles circunstancias” y por el que Washington ha “respondido lanzando 59 misiles de crucero”.

“El efecto de la respuesta de Estados Unidos ha sido reducir la capacidad del gobierno sirio” de utilizar armas químicas “del modo que lo hizo unos días atrás”.

En Jerusalén, el primer ministro de Israel, Benjamin Netanyahu, apoyó este viernes el ataque ejecutado por Estados Unidos, afirmando que “manda un mensaje firme y claro”.

“Tanto de palabra como de acción, el presidente (estadunidense, Donald) Trump ha enviado hoy un mensaje firme y claro de que el uso y difusión de armas químicas no será tolerado”, indicó en un comunicado.

“Israel apoya totalmente la decisión de Trump y espera que este mensaje de determinación ante las horribles acciones del régimen de (el presidente sirio, Bashar) Al Assad resuene no sólo en Damasco, sino también en Teherán, Pyongyang y el resto de lugares”, agregó.

En este sentido, el gobierno de Arabia Saudita expresó este viernes su respaldo al ataque ejecutado por Estados Unidos.

Fuentes del Ministerio de Exteriores del país árabe citadas por la agencia estatal de noticias, SPA, aplaudieron la “valiente” decisión del presidente de Estados Unidos, Donald Trump.

“Supone una respuesta a los crímenes del régimen contra su pueblo, ante el fracaso de la comunidad internacional a la hora de ponerles fin”, comentaron las fuentes.

En contraste, el gobierno de Irán condenó “firmemente” este viernes el ataque ejecutado por Estados Unidos contra una base aérea ubicada en la provincia siria de Homs, recalcando que “fortalece a los terroristas en Siria y en la región”.

El portavoz del Ministerio de Exteriores, Bahram Qasemi, señaló que el ataque “es una acción militar unilateral”, denunciando que el presunto ataque químico en Jan Sheijun “ha sido usado como pretexto”, reportó la agencia iraní de noticias ISNA.

Previamente, el presidente ruso Vladimir Putin describió el bombardeo como una “agresión a un Estado soberano”, que viola el derecho internacional y “encima por un pretexto inventado”.

 

-Agencias

Deja un comentario