Alfaro califia programa Arte Urbano como legado

El presidente municipal de Guadalajara, Enrique Alfaro Ramírez, develó la segunda escultura del programa de Arte Urbano llamada “Sincretismo” de escultor Ismael Vargas. La escultura es en placa de acero de 9 metros de altura y mezcla la cultura indígena con la imagen de la Virgen de Guadalupe. Durante el evento el alcalde defendió esta y otras obras que forman parte del programa.

“Y me da mucho gusto el poder, independientemente de los intereses que han querido generar todo este debate y polémica, nos mantendremos firmes en la ruta de dejarle a la ciudad un legado que nos llene de orgullo, usar el talento de gente muy importante de la comunidad Tapatía y pues se quedan las cosas para la posteridad”

El costo fue de 5 millones 220 mil pesos y está ubicada en la zona del Refugio.

Cecilia Cerna

Deja un comentario